koinonía Tag

El contenido[1] de la enseñanza cristiana, la «sana doctrina» está directamente relacionado con la manera en que nos comportamos con los demás y con la forma en que configuramos una comunidad fraternal con otras personas. En este sentido, la Iglesia, como realidad que vive de antemano la nueva sociedad «familiar» del reinado de Dios, donde todos somos hermanos y hermanas, hijos e hijas de Dios, tiene que ser pionera en los valores que dignifican al prójimo. Es sencillo: la fe cristiana se vive en comunidad. La Iglesia, cuerpo de Cristo,Read More

Posted On julio 5, 2013By Leopoldo Cervantes-OrtizIn Biblia

Koinonía y Diaconía: Sus vínculos profundos

1. Koinonía y diaconía: experiencias simultáneas de fe En virtud del don que me ha sido otorgado me dirijo a todos y a cada uno de ustedes para que a nadie se le suban los humos a la cabeza (úperfronein), sino que cada uno se estime en lo justo, conforme al grado de fe que Dios le ha concedido. (Romanos 12.3). Cuando los escritores del Nuevo Testamento experimentaron la necesidad de normar la vida de las comunidades mediante códigos específicos de deberes individuales o colectivos, afloró con toda su fuerzaRead More

Posted On junio 8, 2013By Leopoldo Cervantes-OrtizIn Biblia

Koinonía y genuino compromiso cristiano

1. La auténtica vida comunitaria de la iglesia Nosotros hemos conocido lo que es el amor en que Cristo dio su vida por nosotros; demos también nosotros la vida por los hermanos (1Juan 3.16). Las cartas que llevan el nombre de Juan son un testimonio complementario de todo lo expuesto en el Cuarto Evangelio, pues se refieren a la realidad de las comunidades que seguían al “discípulo amado”, las cuales enfrentaron múltiples desafíos y conflictos que trataron de resolver mediante la apelación a las palabras y la enseñanza de Jesús.Read More

Posted On marzo 9, 2013By Leopoldo Cervantes-OrtizIn Biblia, Teología

¿Qué es la koinonía cristiana?

  ¡Qué bueno, qué agradable es/ que los hermanos vivan juntos! Salmo 133.1   Todos se mantenían constantes a la hora de escuchar la enseñanza (didajé) de los apóstoles, de compartir lo que tenían (koinonía), de partir el pan (klásei) y de participar en la oración (artou kai tais proseujais). […] El grupo de los creyentes estaba totalmente compenetrado en un mismo sentir y pensar, y ninguno consideraba de su exclusiva propiedad los bienes que poseía, sino que todos los disfrutaban en común. Hechos 2.42; 4.32, La Palabra (Hispanoamérica) 1.Read More

Bad Behavior has blocked 1079 access attempts in the last 7 days.